lunes, 28 de febrero de 2011

Oscar 2011: El protocolo del rey

Y a los Oscar, una vez más, les ha podido el exceso de corrección. Tanto que ha ganado la menos arriesgada de las nominadas, “El discurso del rey”. Puro protocolo que se ha visto reflejado en todo, desde los ausentes presentadores (Anne Hathaway, vestido metamórfico en mano, se comía crudo a James Franco, más preocupado por twittear que por conducir la velada) hasta los gags de humor. Y con correctos no quiero decir que fueran de altura, sino que eran políticamente correctos. Una gala rapidísima, acelerada, sin chispa, más preocupada por dar premios que por ofrecer espectáculo… ¿les suena? Sí, exactamente igual que en los Goya de este año pero sin la polémica ley Sinde y sin Buenafuente. La mayor polémica fue la de dar el Oscar honorífico en una ceremonia aparte para posteriormente sacar a los homenajeados a escena y no dejarles ni hablar. Bochornoso.

El rey dio su discurso protocolario sobre el escenario. Muy correcto él, muy formal, tanto que no sonreía, como buen británico que es. Y tampoco sonreía Harvey Weinstein, que repite lo obtenido con “Shakespeare in love”. Lo ha vuelto a hacer el maldito hermano Weinstein. ¿Habrá comprado votos esta vez?

Alguna sorpresa puntual en categorías técnicas, pero nada de emoción en los premiados, ni discursos políticos sobre lo que pasa en el mundo, ni mala leche… salvo por el chiste sobre Charlie Sheen a lo Ricky Gervais. Y en el vídeo in memoriam, ni Berlanga ni Rohmer.


Tuvieron que salir los dos mejores presentadores de la historia, Billy Crystal y Bob Hope, para amenizar la gala. Esto y un cachondísimo Kirk Douglas tratando de ligar con todo lo que se movía, fueron lo mejor de una gala sosísima hasta decir basta. Sandra Bullock puso un acertadísimo toque de humor, y al menos vimos cómo Natalie embarazadísima, Christian con una barba mosquetera y Melissa con un look radicalmente opuesto al de su personaje en “The Fighter” (soltó el primer fuck en 83 años de historia de los Oscar) subían al escenario, y cómo “Origen” se hacía con cuatro premios técnicos. Pero por lo demás, pura corrección. No se podía esperar otra cosa de unos premios que no se caracterizan precisamente por su valentía. Lo sentimos David (Fincher) y Javier (Bardem). Otra vez se verá verdaderamente recompensado el esfuerzo a la trasgresión. Pero posiblemente nunca sea en estos premios.

 


















A continuación, la lista completa de ganadores

Mejor película
“The King's Speech”
 
Dirección
Tom Hooper (“The King's Speech”)

Actor principal
Colin Firth por “The King's Speech”

Actriz principal
Natalie Portman por “Black Swan”

Actor secundario
Christian Bale por “The Fighter”

Actriz secundaria
Melissa Leo por “The Fighter”

Película de animación
 “Toy Story 3” 

Película de lengua extranjera
 “In a Better World” (Dinamarca)

Guión adaptado
 “The Social Network” (Aaron Sorkin)

Guión original
 “The King's Speech” (David Seidler )

Música original
Trent Reznor and Atticus Ross (“The Social Network”)

Fotografía
“Inception” 

Dirección artística
“Alice in Wonderland”
 
Diseño de vestuario
“Alice in Wonderland” 

Maquillaje
 “The Wolfman”
 
Montaje
 “The Social Network”
 
Montaje de sonido
“Inception”
 
Mezcla de sonido
“Inception”
 
Efectos especiales
“Inception”

Canción original
 “We Belong Together” de “Toy Story 3" 

Documental
 “Inside Job” 

Corto documental
 “Strangers No More”
 
Corto de animación
 “The Lost Thing” 

Corto de acción real
“God of Love”

5 comentarios:

Sexo, Drogas y Cine Español dijo...

Me he despertado y sigo dándole vueltas a lo de Fincher. Es que me parece duro que llegué uno, en su primera aparición, con su segunda película (buena, eso sí), y derrote al maestro David Fincher, que tiene una trayectoria espectacular, y que año a año, es obviado por la academia. Este año, que por fin tenía bastantes nominaciones, pensaba que sería el suyo...pero mi gozo en un pozo.

Repito, un placer vivir la gala con vuestros comentarios!
Un abrazo

El Cinéfago dijo...

Pues yo también sigo en shock, pero esto confirma que los Oscar son puro protocolo. No se arriesgan y no dan como vencedora a películas que se salgan de sus patrones establecidos. Así no ganó en su momento "Brokeback Mountain" o "El curioso caso de Benjamin Button", por ejemplo. Y es que he reafirmado mi idea de que a David Fincher se le quedan pequeños los Oscar. Es un outsider puro y duro en esto de la Academia, y me quedaré contento si jamás se vende.

Anónimo dijo...

Excelentes criticas de cine, muy objetivas, te felicito
http://www.informaniaticos.com

Billie dijo...

Estoy de acuerdo Cinéfago, pero creo que es algo intrínseco, y quizás interesa que permanezca así, para poder distinguir entre el cine transgresor y el que respeta las normas de la casa, el famoso "Código Hays" de Hollywood. Sin embargo, hay una excepción, los inimitables hermanos Cohen caen bien en la academia a pesar de su afán perturbador e incorrecto, será que son demasiado buenos. Te invito a que leas mi modesto blog de cine: http://billieyelcine.blogspot.com/ Gracias por el artículo, te seguiré leyendo.

El Cinéfago dijo...

Muchas gracias por tu comentario, Billie. Y por eso mismo, por ser demasiado correctos, muchas veces paso de los Oscar, aunque al final acabe siguiéndolos. Y creo que hay más excepciones aparte de los Coen, y si no que se lo pregunten a Danny Boyle.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...